Conecta con nosotros
logo

Jimbee Cartagena FS

¿Qué fue de…..Elián?

Elian

En el día de ayer 09/04 el Fútbol Sala Cartagena estaba de aniversario. Hace 4 años se consiguió el ascenso a la élite del futbol sala por segunda vez en la historia de la ciudad portuaria. Hubo grandes héroes en aquel equipo, pero si decimos Pivot y Gol a todos nos viene un nombre a la cabeza. Por eso hoy en “Mirando al pasado” os traemos a Elián, el hombre-gol y referencia en ataque de aquel Plásticos Romero Cartagena.

El pivot murciano de 30 años de edad (1990), comenzó su trayectoria deportiva en el colegio Vistabella, y en su primer entrenamiento el mister del colegio lo llevó al Club Cordillera para que le hicieran una prueba, y allí es donde conoció ya de muy chiquitito a Juan Carlos Guillamón, uno de sus padrinos en el mundo del fútbol sala, y encargado de recogerlo para llevarlo a los entrenamientos y partidos. Posteriormente jugó en Vistalegre y Plásticos Romero de Molina de Segura hasta que llegó a la categoría senior donde marchó a Tobarra y probar suerte en la división de plata. Posteriormente volvió a Molina durante dos años para finalemente firmar con Plasticos Romero Cartagena. Intentó probar suerte en Kuwait de la mano de Duda, pero las dificultades con el idioma y estar alejado de la plantilla, y una difícil adaptación a la liga hicieron que volviera a España. Tras pasar por el Elche y Pinatar, actualmente sigue jugando al Fútbol Sala en Molina junto al eterno capitán Javi Matía.

¿Qué recuerdo tienes de tu etapa en Cartagena y la ciudad?

Todos los recuerdos que tengo de la ciudad y la afición son espectaculares, creo que es única, cuando los partidos se complicaban, la afición nos metía en el partido cuando jugábamos en La Bombonera.
Muchos de esos aficionados me los lleve como amigos y con otros tantos sigo manteniendo contacto. Siempre me apoyaron en mis momentos muy difíciles como cuando sufrí las lesiones graves de rodilla y de pubis.

¿Mejor jugador con el que has compartido vestuario en tu etapa en Cartagena?

Imposible quedarse sólo con un jugador. Pero compartir vestuario con Sergio Rivero y con Javi Matía que te podían poner el balón en el pie sin que ellos se movieran con una calidad impresionante, hace que les tenga un gran recuerdo. Era un espectáculo jugar con ellos.

¿Un jugador ejemplar dentro y fuera de la pista?

Me quedaría como ejemplo a Enrique Cánovas. Dentro de la pista era un segundo entrenador que nos ayudaba a todos los compañeros, nos dirigía y corregía y siempre estaba al quite de todo. Fuera de la pista era una grandísima persona, todo un ejemplo.

¿Cúal fue la mayor decepción deportiva en Cartagena?

Después de conseguir el ansiado ascenso tras una larga temporada y con un gran rendimiento, creo que no se fue justo conmigo y no merecí salir de la plantilla. Siempre me dejaron la puerta medio abierta.

¿Qué partido recuerdas con especial cariño?

Ha habido muchisimos partidos que recuerdo con especial cariño pero si tuviera que elegir uno me quedaba con el partido en casa frente al Betis que conseguimos remontar en tan solo 2 minutos y sobre la bocina, fue muy especial.

También recuerdo con cariño el partido contra el Melilla  ya que conseguí anotar cuatro goles ademas de conseguir el ansiado ascenso. Es una fecha que siempre estará en la historia del club y en mi recuerdo.

¿Qué jugador era el más bromista del vestuario?

Eramos un gran grupo, todos jugadores de la región que formábamos una gran familia. La clave del éxito era llevarnos tan bien dentro como fuera de la pista. Por nombrar a dos jugadores me quedo como Fran Fernández y  Pedreño.

¿Cúal ha sido el rival (jugador) más “odiado” al que te has enfrentado?

Por mi posición y corpulencia siempre he recibido multitud de faltas, patadas y empujones. Lo que pasa en la pista se queda en ella, y no tengo ningún jugador al que haya odiado. Es base del juego y todo debe quedarse ahí.

¿Cúal ha sido el mejor rival al que te has enfrentado?

Pito, a pesar de su altura y de su envergadura es una elegancia verlo con el balón en los piés y ver la habilidad tan especial que tiene para regatear a sus rivales.

¿Quién era tu ídolo en tu etapa de jugador?

Siempre me ha gustado mucho Betao, era un animal sobre la pista al que nadie le quitaba un balón y Rafael Rato, por ser un jugador muy completo, igual de bien atacaba como defendía.

¿Quién es el mejor jugador para ti actualmente?

Actualmente para mi el mejor jugador es Ferrao, es impresionante verlo jugar, como se gira para ambos lados, su disparo, los goles se le caen de los bolsillos…simplemente espectacular.

¿A qué te dedicas actualmente?

Actualmente sigo jugando al futbol sala en Molina, ya que me ofrecieron un trabajo de administrativo que puedo compatibilizar perfectamente con el deporte.

Como anécdota Elián estuvo a punto de retirarse del futbol sala antes de comenzar la temporada del ascenso debido a su lesión de rodilla. La insistencia del cuerpo técnico y de los preparadores del club, terminaron convenciéndole para que continuara en la plantilla, hasta convertirse en el goleador del equipo y artífice de la remontada en el partido decisivo del ascenso a división de honor, y es que Elián estaba en deuda con Juan Carlos Guillamón y no podía fallarle.

Todos los aficionados del Fútbol Sala Cartagena recordarán a Elian como un gran pivot goleador, capaz de pivotar y girarse a ambos lados y romper la bola al fondo de la red, o bien dejarla de cara a los alas en busca de una segunda jugada. Su corpulencia y su fuerza hacía que las defensas rivales soñaran con él después del enfrentamiento y es que enfrentarse a Eli era una auténtica pesadilla. Sus 36 goles en su paso por Cartagena le avalan como un killer y le sitúan en el número 22 de los goleadores de la historia de Cartagena

Pincha para comentar

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más Jimbee Cartagena FS

logo